lunes, 3 de junio de 2013

Algo que escribí la primera vez que dejó de hablarme...

Esto es algo que escribí cuando dejo de hablarme por primera vez, ojalá me hubiera hecho caso a mi mismo...:

Hola, bueno ahora es diferente, ahora no puedo saludarte tan emocionado como antes, tal vez.. no sé, no quieras leer esto, pero si aun me tienes un poco de cariño, verás que todo lo que digo es verdad, a veces pienso en hacerte un regalo, no serán más rosas, no será una carta o un poema de amor. Será mi despedida, aquella que tal vez deseas.

Pienso en lo que bello que puede ser para ti un obsequio así, aunque para mi, sea el fin. Con lágrimas en los ojos y mirando al cielo, he decidido despedirme de ti, de este amor que me humilla, que me lastima, que me engaña. Amor, me voy porque aunque puse todo de mi parte para que esto pasara, al parecer no lo logré. Nunca supiste valorar todo el amor que yo te daba, todo lo que hice y hubiera hecho por ti, por una bonita palabra, por una caricia.

Fue mucho el tiempo que pasé añorando una mirada tuya. Tu sabes que han sido muchas las humillaciones que he soportado, todo por salvar nuestra amistad, pero creo que mi balsa del amor se está hundiendo también, te he oído tantas palabras feas, tantos regañes, que si tengo que recordar lo bueno, sería tan poco, no sé como pudiste engañarme. No sé como pude creer que eras buena si nunca lo fuiste conmigo, solo fingiste,me engañaste, engañaste a mi corazón. Yo no te guardo rencor, porque si esto pasó, fue porque yo fui el que no supo elegir.

Lo bueno es que nunca me ibas a cambiar por nadie, ¿verdad?. Sé que lloraré, pero creo que será menos de lo que lloraré si me quedo. Nunca pudiste cambiar y yo seguía ciego pensando que lo harías, hoy pienso que tu nunca quisiste cambiar, así eras y así serás siempre, me duele pensarlo, pero así que , sé que te amé. Te idolatré sin merecerlo, por eso me voy.

Extenderé mis alas y buscaré otro horizonte para ser feliz, uno donde me tomen en cuenta, donde sea una persona y no un objeto. Quiero encontrar algo hermoso para mi, donde sea un compañero, una pareja y no solo un juguete.

Mis ojos llorarán muchas lágrimas todavía, a su tiempo mi corazón se conformará y tu ya no serás más mi vida, y yo perdí porque fui el pobre iluso que probó la miel amarga de tu traición.

Con tus besos me dejaste la huella por la que hoy estoy sufriendo, porque yo de ti sí me enamoré, me enamoré como un hombre... De esos que lloran cuando están riendo para que sepan que estoy sufriendo.

Ya no vivirás en mi...y que tengas buena suerte, aunque de aquí hasta la muerte, siga pensando en ti. Es tan corto el amor y tan largo el olvido....Apenas que te sigo amando, solo tengo que decirte una cosa más.

Adiós, para siempre...

No hay comentarios:

Publicar un comentario